Cocinar un buen arroz resulta un odisea para muchos principiantes y expertos, pues es una receta básica y sencilla, pero si usted está emprendiendo en temas gastronómicos debe tener en cuenta algunos consejos y conocimientos básicos para que le quede suave, pero sobretodo que no se queme o se pegue. 

El arroz es un plato típico en muchos países por su contenido en vitaminas y por la amplia variedad de recetas que podemos obtener con el, específicamente los platos mediterráneos, entre ellos la paella valenciana de España, el sushi en Japón y el risotto en Italia.

Clasificación del arroz 

El arroz podemos clasificarlo según su forma, color, textura y aroma y la forma de procesarlo, conocer cada clasificación será importante para su preparación. 

Según su forma: hay granos largos, firmes y finos conocido como el grano índico y el grano japonés consta de granos cortos y gruesos, de allí se conocen los granos de arroz que encontramos en el mercado alimenticio como el grano largo, corto o medio.

El grano largo, este tipo de arroz contiene una gran cantidad de almidón, una vez cocido puedes encontrar algunos granos firmes, otros muy suaves y otros sueltos, este tipo de arroz se utiliza generalmente para ensaladas o cualquier platillo asiático. 

El grano corto, tiene una forma casi redonda y una vez cocido sus granos se adhieren fácilmente, este tipo de arroz es ideal para recetas que necesiten de una base compacta, son perfectos para el sushi o el risotto. 

El grano medio, es el más utilizado por los maestros del arroz, por su gran capacidad de absorber bien los líquidos y por no romperse fácilmente, es ideal para una deliciosa paella y el famoso arroz con leche. 

Según su textura y aroma: todo depende si queremos lograr un plato aromático o con una textura en específico, es por ello que se clasifican por su color aroma o textura, por ejemplo el arroz aromático es muy utilizado en la india, el glutinoso para platos dulces y el arroz pigmentado que es perfecto para el contorno perfecto de un buen plato.

Según su procesamiento: está el grupo de arroz integral y vaporizado, ambos son un tipo de arroz digestivo, no absorbe bien los líquidos, sin embargo, este grano no se rompe ni se pasa de cocción fácilmente. 

Preparación del arroz 

Es necesario qué tipo de arroz y cual es la preparación que desea conseguir, esto es indispensable para que quede en el punto exacto que usted necesita, el tiempo de cocción generalmente es entre 15 y 20 minutos, si es el arroz integral necesitará el doble de tiempo, no se preocupe en el paquete le indicará si es un grano integral. 

Seleccione una olla en buenas condiciones y el que la comida no se pegue, si hará una porción de arroz es decir para una persona, con solo una taza de arroz y dos tazas de agua que estén preferiblemente caliente, un punto de sal y listo.

Para la preparación en la olla caliente agregue la porción de arroz y la cantidad de agua que necesita, una vez coloque el agua remueva con una cuchara de madera, le coloca la tapa y cocine a fuego lento para que el grano no quede duro y se cocine bien, cuando quede poco agua retire del fuego y deje reposar por unos minutos.

En fin, es una preparación sencilla pero quea muchos nos cuesta obtener satisfactoriamente, no hay de que preocuparse solo es cuestion de practica.